AK 47 de Serious seeds

La semilla de marihuana más premiada en la cannabis cup

 

Nos encontramos, quizás, ante una de las variedades más conocidas de la historia del cannabis moderno. De hecho, es que desde que surgió no ha parado de cosechar grandes éxitos y siendo premiado de forma recurrente. Es por ello que cada vez son más los consumidores que buscan esta variedad, que eso sí, por suerte no es difícil de encontrar.

Hay que señalar que nos encontramos ante una planta que será mayormente sativa, por lo que los efectos serán los propios de esta variedad, es decir, no esperes un efecto relajante. Eso sí, nos encontramos ante una planta muy potente por lo que hay que tener cierto cuidado en el consumo. Es más, recomendamos moderación, no es una planta que aguante todo el mundo en grandes dosis.

 

¿Cómo cultivar AK 47?

 

Respecto al cultivo de la misma, hay que señalar que la floración no suele exceder los 60 días, lo cual está en la media. Ni florece en 30 como las automáticas, ni tarda tanto como otras variedades que en interior llegan a tardar hasta 90 días.

Además, conviene señalar que pese a estar en la media suele ofrecer un rendimiento superior a la misma, ya que podremos obtener hasta 400 gramos por metro cuadrado, cantidad bastante considerable. Por ello, esta planta, sin duda, te encantará.

 

Lo que debes saber antes de plantar esta variedad

 

Pero es que, además, es una planta que no ocupa mucho espacio en altura, por lo que raro sería que pasara de los 1, 2 metros de altura en interior. Si es cierto que en exterior puede tener un tamaño considerable, llegando algunas a los 2,5 metros. No obstante, esto es poco preocupante pues lo normal en exteriores es tener altura de sobra para las plantas, cosa que no suele ocurrir en interiores.

La AK 47 se debe cosechar a mediados o finales de octubre en exterior, por lo que a lo mejor si vives en un entorno muy frío en las últimas semanas debes protegerlas un poco. La marihuana no casa muy bien con los cambios brucos de temperatura, no lo olvides.

El efecto, además, del propio de las sativas, suele ser estimulante favoreciendo en ciertas personas la creatividad, aunque también puede dar cierta sensación de atontamiento. Respecto al sabor, señalar que es un sabor rico, con ciertos toques cítricos que no cansan, por lo que no tendrás problema en consumir algo de más de lo habitual. No obstante, recuerda que el efecto es potente, así que consume con moderación.

Pablo Rubialez

Bloggero con más de 10 años de experiencia en el mundo del cannabis. Me apasionan las semillas y espero poder ayudaros a que os gusten tanto como a mi.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *